Elige tu palabra para el año 2022



Estamos a varios días de terminar el año 2021. Muchas de nosotras hemos estado pensando en nuestros planes, metas, compromisos y demás para el nuevo año. Pero además de todo esto también hemos estado pensando en nuestra palabra para el nuevo año. Si eres nueva en Conversando Contigo Mujer, bienvenida. Permíteme explicarte qué es esto de "palabra para el año 2022". La "palabra del año" no es un concepto nuevo, lleva varios años siendo usado. Este concepto se utiliza para reemplazar la noción de las resoluciones de nuevo año. Las resoluciones suelen ser muy agobiantes y tienden a frustrarnos. Este concepto te invita a escoger una sola palabra que abarque la esencia de lo que deseas alcanzar o desarrollar en tu persona durante el nuevo año. Esto no significa que no te propongas metas (ellas son necesarias) sino más bien que las simplifiques.


Ahora que tienes una idea de este concepto, déjame compartirte tres pasos a seguir para que puedas escoger tu palabra para este próximo 2022 que está a punto de comenzar.


  1. Examina el año que termina

Ve atrás en el tiempo y piensa en muchas de las cosas que hiciste en este año. Luego piensa dónde estás actualmente y hacia dónde deseas dirigirte. Las siguientes preguntas te pueden ayudar.


¿Cómo está tu relación con Dios?

¿En qué áreas de tu vida tuviste crecimiento?

¿En qué áreas deseas crecer más?

¿Cómo te visualizas en el próximo año?

¿Qué necesitas para llegar a donde deseas ir?


Te invito a que en cada una de estas preguntas seas sincera contigo misma. Lleva todas tus contestaciones a papel y lápiz, no lo dejes en tu mente. Además, sé realista contigo misma, no tengas metas basadas en el crecimiento de alguien más. Dios está haciendo una obra en tu vida que no la está haciendo en la vida de nadie más.


2. Lleva todo en oración

Ora por dirección para escoger tu palabra, ora para que el Espíritu Santo traiga a tu mente y corazón lo que él desea que hagas. Ora para que Dios sea tu fortaleza en este nuevo año, ora por madurez y crecimiento, ora y reconoce que sin el Señor nada puedes hacer y que es solo por su gracia que estamos de pie. Ora dándole gracias a nuestro Padre Celestial por otro año más que nos regala.


3. Escoge tu palabra

Basándote en las respuestas al primer paso. Verifica si hay algún patrón que hayas creado sin darte cuenta. Lee tus respuestas y medita en ellas, te comparto un ejemplo. Si tu respuesta a alguna de las preguntas fue: Quisiera invertir mejor mi tiempo. Tu palabra podría ser Invertir (Esta fue mi palabra para este año 2021). Busca escoger una palabra positiva. Otra alternativa sería escoger un texto bíblico para todo el año. Quizás en alguna lectura un texto tiene una palabra que llame tu atención y deseas usarlo. Por ejemplo: Mi versículo para este año fue Efesios 5:16 "Aprovechando bien el tiempo porque los días son malos". El versículo tenía que ver con la palabra que yo había escogido. Una vez escojas una palabra, busca su significado y cópialo. No tomes esto a la ligera, normalmente yo tomo el mes de diciembre para meditar estas cosas, y procuro tener mi palabra no más tarde de la primera semana del mes de enero.


Por último, te comparto ideas de algunas palabras que puedes utilizar.

Crecer

Aprender

Apreciar

Contemplar

Deleite

Aceptación

Paz

Gozo

Servicio

Nutrir

Invertir

Intencional

Agradecimiento

Reflexionar

Determinación

Compromiso

Esperanza

Fe

Orden

Paciencia

Perseverancia

Enfoque

Simplificar

Buscar

Restauración

Progreso

Acción

Disfrutar

Gracia

Comunidad

Valentía

Renovación

Creer

Amor

Dominio Propio

Bondad

Perdón

Amabilidad


Si crees que alguna amiga pueda beneficiarse de este contenido te invito a compartirlo con ella.


Es mi oración que este nuevo año sea de mucha bendición a tu vida y la de tu familia, gracias por acompañarme en Conversando Contigo Mujer este 2021.


Anuncio: Esta será nuestra última publicación en el blog para este año. Regresaremos con las publicaciones del blog en febrero del 2022, si así Dios lo permite.


¡Gracias por estar aquí, hermosa!


Tu hermana,

Nelly